Propietario de un simio aburrido demanda a OpenSea por un US$1M
Publicado el: febrero 23, 2022

Sumario: La lista de personas que alegan haber sufrido este tipo de “errores” suele aumentar, sin embargo, de momento no ha habido ninguna apelación al respecto, esta sería la primera que dependiendo de la decisión del juzgado haría de McKimmy un “salvador”.

El seguimiento de las wallet en ocasiones es un hobby para algunos peces inversores, rastrear los movimientos de las carteras “ballenas” suele dar pistas hacía dónde queda el horizonte financiero del momento, y en ese proceso, algunas transacciones particulares pueden resultar inverosímil y poco confusas llegando a ser identificadas como errores.

Varios son los casos de NFT que se han vendido a precios muy por debajo de su valor especulativo y parecen representar uno de esos errores, sin embargo esta vez se trata de un hombre tejano que solicita indemnización por daños y perjuicios valorados en un millón de dólares o la devolución de su Bored Ape, que fue vendido por 0,01ETH equivalente a 26 dólares.

El demandante Timothy McKimmy apela ante la división de Houston que su Bored Ape #3475 fue robado a través de un exploit que permitió a los piratas informáticos adquirir su token por un precio menor al percentil equivalente, que posteriormente fue vendido por 99ETH -un estimado de 250.000 dólares- y aún puede considerarse tan solo una cuarta parte de su valor.

McKimmy alega que los titanes de la interfaz conocían al respecto de las vulnerabilidades de la plataforma y siguieron operando sin darle prioridad, ni emitir algún comunicado para alertar a sus usuarios de este tipo de inconvenientes.

“En lugar de cerrar su plataforma para abordar y rectificar estos problemas de seguridad, el demandado continuó operando arriesgando la seguridad de los NFT’s y bóvedas digitales de sus usuarios para seguir recaudando el 2,5% de cada transacción de forma ininterrumpida” (reza el octavo parágrafo del documento legal)

Asimismo, argumentó que intentó resolver la controversia en distintas ocasiones con la plataforma, pero no recibió respuestas. Por su parte, OpenSea afirmó que está “investigando activamente el asunto”, sin embargo, aún no se ha revertido la transacción ni la devolución del simio.

McKimmy puntualizó que la apelación presentada es para “proteger los intereses de los propietarios de NFT, que residen en países de todo el mundo y utilizan la plataforma”.

Coméntanos que opinas

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *